HAFEFOBIA

La palabra hafefobia se refiere al miedo a ser tocado, las características principales de los miedos que se suscitan es que son exacerbados, intensos y totalmente irracionales. La palabra está formada por el griego haphe -tacto- y phobos -miedo-.

La persona que padece de hafefobia puede llegar a sentir un miedo totalmente abrumador al ser tocado por otros, algunas otras personas experimentan un profundo temor relacionado con su espacio personal, más aún cuando es invadido por otras personas ya que les da pavor que puedan llegar a ser contaminados.

Tal y como sucede con otros tipos de fobias, la persona que tiene hafefobia pudo haber experimentado un auténtico trauma en algún momento determinado de su vida, dicho trauma evidentemente tuvo que ver con acciones relacionadas con el ser tocado y con el tacto. Es probable que esa persona haya sido víctima de abuso físico o sexual; o quizá los padres de la persona -si los tuvo- no fueron afectuosos o rara vez tocaron y/o abrazaron a la persona. Otra probable experiencia pasada es que la persona pudo haber visto una respuesta negativa relacionada con el tacto y la acción de tocar, posiblemente de manera constante, por lo que aprendió a imitar dicha respuesta.

Independientemente de la causa, la persona con hafefobia padece de una serie de síntomas, un tanto similares al de otras fobias. Algunas personas pueden comenzar a sentirse incómodos, acompañado de sudoración, náuseas y mareos; en un extremo totalmente opuesto, las personas pueden estar verdaderamente afectadas con la presencia de una gran ansiedad e incluso ataques de pánico y la serie de síntomas que le acompañan, como por ejemplo palpitaciones, temblores, tensión muscular, hiperventilación, disnea, sequedad en la boca, mareos, necesidad de salir corriendo, entre otros.

Cuando la fobia afecta la calidad de vida la persona, de tal manera que evita estar en lugares con gente, asistir a reuniones familiares y/o con amigos e incluso a evitar a familiares cercanos en la misma casa, la persona debe buscar ayuda psicológica, misma que será otorgada por un especialista de la salud mental, las terapias que más se utilizan son la hipnoterapia, la terapia de exposición así como la terapia de desensibilización o cognitivo-conductual.

HAFEFOBIA